Día de los inocentes: así es la oscura y sangrienta historia que dio origen a la tradición

0
35
La celebración para hacer bromas se conmemora cada 28 de diciembre. Eso sí, su inicio estuvo marcada por una dura tragedia

Como una especie de tradición cada vez más arraigada e inevitable, este jueves 28 de noviembre se concretó una nueva versión del Día de los Santos Inocentes.

También conocida simplemente como el Día de los Inocentes, la jornada se celebra en varios países alrededor del globo y sirve para elaborar diversos tipos de bromas al resto.

Eso sí, detrás de la misma se teje una historia muy oscura, con más de 1.500 años de antigüedad y que con el pasar del tiempo ha ido perdiendo visibilidad.

¿Cuál es la historia detrás del Día de los Inocentes?

Muy alejada del humor y las risas, la celebración tiene un estrecho vínculo con las líneas de la Biblia y específicamente con el Nuevo Testamento y el Evangelio de Mateo, donde se relata la vida de Jesús.

Aquel relato cuenta que unos “sabios” -los Reyes Magos- anunciaron el nacimiento de un mesías que alcanzaría el puesto de rey de Israel.

Y si bien iniciaron un viaje para adorarlo, el rey de Judea Herodes el Grande les advirtió que si lo encontraban debían

avisarle para que pudiera sumarse y entregar sus símbolos de admiración al pequeño.

Por detrás de aquella idea, lo que realmente buscaba Herodes era matar a Jesús para no perder su trono. Un punto que fue advertido a los sabios en una revelación.

De tal manera, el entonces rey, al notar que lo burlaron, mandó a matar a todos los niños menores de dos años que habitaban la localidad de Belén.

Naturalmente, y gracias a un ángel, la familia de Jesús logró zafar de aquel destino cruel. “Levántate, toma al niño y a su madre y huye a Egipto”, escuchó José. Mientras, con el pasar del tiempo, los niños asesinados pasaron a conocerse como “Santos Inocentes”.

De ahí en más, la iglesia -en una fecha que se desconoce- estableció el 28 de diciembre como la jornada dedicada a los pequeños mártires. Todo teniendo en cuenta también un sitio cercano a la Navidad.

La cantidad de muertos

El relato cobra aún mayor relevancia cuando se ha intentado medir en cifras. Al menos la liturgia griega apunta a 14 mil niños muertos, los sirios señalan 64 mil y ciertas plumas de la Edad Media se atrevieron a tasar todo en 144 mil. Aunque la cantidad de habitantes podría no calzar realmente.

Ahora bien, el periplo de los Reyes Magos y sus consecuencias no solo sirven para realizar chistes en la actualidad. Su presencia también tiene relación con el árbol de Navidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here